Te recomendamos Trekkapp, una app gratuita, sencilla e intuitiva para realizar todo tipo de rutas guiadas e interpretadas con el teléfono móvil o Tablet. Con ella no necesitas tener conexión 3G para poder acceder a su información, funciona con el GPS de tu terminal móvil. Podrás disponer de información tan práctica como restaurantes, hoteles, casas rurales… y muchos más recursos turísticos y de montaña.

 

Rutas por Cudillero, Muros de Nalón y Pravia

Hay que levantarse un poco temprano, nada de amodorrarse bajo las mantas en la casa rural La casa del campo, después de desayunar, un paseo por Lamuño, hasta el mirador natural de la Cabona, desde el que se puede admirar la playa de Oleiros, y regresar disfrutando del tranquilo entorno rural.

Cogemos el coche y nos acercamos a Cudillero, parada en el mirador que hay a la izquierda según bajamos por la CU-3, continuamos, aparcamos en el puerto nuevo y recorremos el puerto viejo y el faro, la calle principal con sus comercios y las callejas típicas del anfiteatro. Tomamos una sidrina en la plaza de la Marina, después de haber estado en los miradores del Pico y de la Garita, ya me diréis si entra bien o no…

Vamos en dirección al Pito, atravesando la villa o, mejor, subiendo por el puerto otra vez. En El Pito paramos a ver por fuera el Palacio Selgas y la Iglesia, que está en frente. Tiramos dirección playa de Aguilar, parada en el mirador que está a la izquierda según se baja. Podemos aparcar, una vez abajo, junto al Azpiazu, así nos damos un paseo por la playa, y vemos también la de Silo.

Con el coche, subimos hacia Muros. Si es sábado, paramos en el mercadillo a comprar algunos productos de la tierra (quesos, embutidos, manzanas, castañas, etc.).

Rumbo a Somao (ver Somado, dentro de pueblos pertenecientes a Pravia). Al llegar tomaremos dirección La Peñona, en el centro, al lado de la iglesia dejamos el auto y recorremos el pueblo a pie, parándonos a contemplar las magníficas vistas y las diferentes edificaciones indianas. Coche otra vez, para los que no quieran recorrer a pie 1km, que dista hasta el mirador de Monte Agudo, dirección Pravia. Desde aquí tenemos unas vistas magníficas de la desembocadura del Nalón.

¡A comer!, si os parece… Varias opciones: una, en la carretera de Muros hacia el Espíritu Santo nos encontramos La Xana del Caballar, cocina casera de mucha calidad, en una “casa de comidas” muy acogedora: los tortos de maiz con picadillo, las ensaladas templadas, los postres helados… están de miedo, todo está bueno (la madre de las propietarias cocina genial). Otra, en la N-632, dirección Soto del Barco, Casa Zoilo, El Parador, de toda la vida, con la joven promesa de los fogones, Zoilo, ahora al frente. Se puede comer desde una estupenda fabada tradicional hasta un bacalao con cebolla caramelizada, que te deja sin palabras. Con una buena carta de vinos. El comedor nuevo me gusta mucho. Ah, y sin olvidar que tiene comida apta para celiacos, qué bien!!

Después de esta “fartura” ¿una siesta o un largo paseo? -Me apunto a lo segundo. Pues vamos a hacer la ruta de los Miradores o Senda Costera (de la que ya os he hablado). Aparcamos junto a la Ermita y a caminar…

El que vuelva cansado que baje a San Esteban en coche, pero el que aún pueda dar un paso más, que descienda los 416 escalones que lo alejan de la barra y el pequeño paseo hasta el puerto, donde están los antiguos cargaderos de carbón y las grúas, que se iluminarán al anochecer (monumento industrial). Y aquí nos podemos tomar lo que queramos, propongo unas sidrinas en el Antiguo Molinillo y en El Puerto. En cualquiera de los dos se come bien, lo digo por si alguno empieza a pensar en cenar (que alguno habrá… yo, después de una buena fabada, no puedo con más hasta mañana).

Elena Rico

 Hay varias rutas de senderismo marcadas por el grupo de montaña La Chiruca, que están muy bien y que recomiendo, lo mismo que subir en coche a las diferentes Brañas Vaqueiras (carreteras de montaña, bien asfaltadas, pero sin quitamiedos), de Busfrío se puede continuar carretera y llegar al Concejo de Salas por Gallinero de Arniz, precioso recorrido.